jueves, 8 de septiembre de 2016

ESTE JUEVES...........................REGÁLAME UN SUEÑO



   Este jueves, Maribel, del blog SOLILUNA , nos pide que le regalemos un sueño que hayamos tenido. Yo sueño muchísimo, pero solo los recuerdo al momento de levantarme, después se van diluyendo hasta que desaparecen de mi mente. Esto me da mucha rabia y,  a temporadas, voy anotando los sueños en una libretita...A menudo son sueños incompletos porque no tengo tiempo de anotarlos bien o porque solo recuerdo algunas cosas. He rescatado uno que anoté en la libretita el 30-9-2012. Os lo cuento...

      Estoy  en un peñón en medio del mar.  Está conectado a la tierra por un camino, pero sube la marea y  se queda totalmente aislado. No sé cómo hemos llegado aquí. Yo  estoy con  mi hijo, que tiene unos tres años, aunque hay varias personas desconocidas. Oigo decir que la gente deja a los galgos allí para que se los coman los peces cuando sube la marea. Cada vez va subiendo más el nivel del agua y tenemos menos espacio. A lo lejos se divisa una ciudad  con un castillo en la parte alta.  De pronto ya no tenemos sitio. Hay unos peces enormes que nos quieren morder, parecen peces abisales, monstruosos, gigantescos. Uno muerde a mi hijo y al intentar protegerlo  también me muerde a mí. Subimos a lo más alto del islote, cada vez hay menos espacio, la marea sigue subiendo con los enormes peces nadando alrededor. Sin saber cómo, aparece un camino hecho con tablones, una especie de puente que sube hacia arriba. Con mi hijo en brazos corro muy deprisa para llevarlo a un sitio donde lo curen. Nos cruzamos con mucha gente que va en dirección contraria y me cuesta mucho avanzar a contracorriente. Se forman atascos y la angustia me atenaza, tengo que llevar a mi hijo a que lo curen. Llegamos a una especie de centro sanitario donde todo está lleno de suciedad, las pareces, los suelos, las sillas…Dejo a mi hijo en una camilla, con una enfermera, pero lo tengo que dejar solo porque yo tengo que ir al baño urgentemente, no puedo aguantar. Abro la puerta de los baños, sin embargo, no hay nada, solo una especie de agujero por el que se ve el vacío. Veo a una enfermera y le pregunto por el baño, me indica uno, está asqueroso,  pero no me queda más remedio que entrar, no puedo aguantarme, tengo que hacer pis…
  Entonces me despierto y efectivamente, tengo que ir a hacer pis, ahora sí, en el baño de mi casa que está limpito.

20 comentarios:

  1. jeje tu amor de madre solícita y responsable se ve enfrentada con la necesidad imperiosa de tener que hacer pis, curiosa manera de saltar desde la irrealidad de un sueño angustiante hacia la realidad más tranquilizadora y limpia!
    Gracias por compartir este sueño, la idea de anotar los sueños conforme vayan surgiendo es algo que alguna vez también se me ocurrió pero nunca me decidí a concretar.
    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
  2. Me parecía que en tu sueño iba a haber un detalle inquietante.
    Se ve que tu urgencia influyó en tu sueño.
    Bien contado.

    ResponderEliminar
  3. Otro sueño terrorífico en el que loo pasaste muy mal.Se lo que es esto, para mi infortunio. Mejor lenvantarse de la cama,salir al aire libre y tomarse un buen cafe. Y olvidar el sueño. Muy bien narrado amiga Charo.

    ResponderEliminar
  4. El sueño tiene un significado bien claro. Quieres proteger a tu hijo por encima de todo, incluso de tus propias necesidades. La figura del galgo es la de una raza de perro también altamente desprotegida y que habitualmente sale en los medios de comunicación como animales que necesitan ayuda. Todo lo que te es extraño te preocupa y solo te sientes segura en la paz de tu hogar

    Saludos cordiales.

    Maribel

    ResponderEliminar
  5. Una horrible pesadilla si. Lo del baño también me pasa a mi, en el sueño, y luego te despiertas porque no te puedes aguantar.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. :-D. Tu vejiga avisandote en sueños qua ya no aguanta más. Es curioso en los saltos que das y las cosas que aparecen sin darte cuenta ¿te imaginas que nos pasase lo mismo despiertos?
    Un saludo

    ResponderEliminar
  7. En tu sueño se ve muy marcado tu amor de madre y ese afan de protejer a tu hijo de todos los peligros, suerte que a veces la vegiga nos avisa.....Me gusta mucho la forma como lo explicas, besos.

    ResponderEliminar
  8. En tu sueño se ve muy marcado tu amor de madre y ese afan de protejer a tu hijo de todos los peligros, suerte que a veces la vegiga nos avisa.....Me gusta mucho la forma como lo explicas, besos.

    ResponderEliminar
  9. Buenos días, Charo:

    Desconozco la interpretación ensoñada que le puedes dar al simbolismo de lo que pasa y aparece en este sueño tan fantásticamente contado. Como lector te cuento que he encontrado tu historia fascinante hasta la angustia y que, salvo en esa búsqueda del baño, al igual que la marea, mi sorpresa fue subiendo y subiendo con tus palabras.
    Feliz sábado, Charo.

    ResponderEliminar
  10. Proteger a tu hijo de los peligros ajenos..., de las malas lenguas. Eso es impresionante.
    Además, se junta con una realidad :-0)

    Me recordó al castillo de Saint Michel en la Normandia francesa.

    Un beso enorme.

    ResponderEliminar
  11. Un sueño cercano a la pesadilla,la angustia de proteger a un ser querido,querer avanzar y no poder.Y la realidad te trae al día a día..tu niño durmiendo felizmente..Ha sido un sueño.. gracias.
    Nauthiz

    ResponderEliminar
  12. Potente, muy potente ese instinto maternal que se manifiesta incluso en sueños. Tambien ese miedo a no ser capaz de protegerlo siempre. Lo otro, una alerta onírica a una necesidad fisiológica que no admite espera. Me ha gustado mucho.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  13. La protección de madre en ti se ve reflejado en tu sueño, Charo, aunque haya otras necesidades urgentes que no puedan esperar.

    Me encantó tu sueño del relato, me hizo visualizar las escenas, y me vi en ellas protegiendo a mi hija.

    Un besazo enorme.

    ResponderEliminar
  14. La protección de madre en ti se ve reflejado en tu sueño, Charo, aunque haya otras necesidades urgentes que no puedan esperar.

    Me encantó tu sueño del relato, me hizo visualizar las escenas, y me vi en ellas protegiendo a mi hija.

    Un besazo enorme.

    ResponderEliminar
  15. Perdón por el retraso. Tu sueño es el de una madre coraje, que lucha contra todo por defender a su hijo de los peligros externos.
    Pero a la vez, no puede dejar atrás unas necesidades fisiológicas acuciantes.
    Dada mi edad, de esas necesidades nocturnas, empiezo a saber bastante.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  16. Bueno, el último elemento del sueño y el despertar es algo que creo que es ese punto en que el cuerpo dice déjate de soñar que tengo urgencias...
    El sueño creo que en tu caso tiene sentido, conociéndote creo que tu maternidad no ha sido fácil, pero lo has hecho muy bien, basta ver a ese hombre que has criado.
    Muchos besos, compi.

    ResponderEliminar
  17. jajajajaja Charo me gusta el final de tu sueño que contrasta con la angustia y la terrible situación que relatas. Al final el sueño se soluciona con unos baños limpios, los de tu casa. Un beso

    ResponderEliminar
  18. En algunos de mis sueño también me ha pasado.

    ResponderEliminar
  19. Vaya, eso del islote que se va cerrando es toda una angustia. Pero no se pierde la esperanza. Es una constante ir a contracorriente. Lo del baño si me consterna. No le encuentro el significado, una falta de espacio para evacuar, no sé... Un relato genial. He estado en ese islote donde estuvo galgos anteriormente. Un beso.

    ResponderEliminar
  20. Cuando tengo pesadillas como la que relatas, lo paso pipa. Es como ver una película de terror sin pagar entrada.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar