jueves, 27 de abril de 2017

ESTE JUEVES........................HISTORIAS DEL MARA-VERSO




   Este jueves El demiurgo de Hurlingham nos invita a escribir una historia con los personajes que giran alrededor de Mara Laira, otro personaje de ficción que él ha creado.
   Podéis ver todos los relatos pinchando en el enlace.


   Mientras las contracciones se van haciendo cada vez más dolorosas y más continuas, Mara Laira, tumbada en una cama de hospital,  recuerda cómo conoció al padre del hijo que lucha por llegar a este mundo. De saber que estas serían las condiciones en las que iba a nacer, tal vez su decisión hubiera sido otra, pero, ¡lo amaba tanto!
   Para sobrellevar el dolor, rememora el momento en que sus miradas se cruzaron por primera vez. Había oído hablar de él por amigos comunes, de sus grandes conocimientos sobre el mundo paranormal y lenguas extrañas. No se imaginaba que, además de eso, fuera tan guapo y  seductor. Le hizo una seña a través del cristal de que esperase un segundo y salió de la cabina.
   Cuando ambos extendieron sus manos y se tocaron  para presentarse una corriente eléctrica casi visible las recorrió. A pesar de haber estado con muchos hombres, Mara nunca había sentido una atracción tan fuerte en un primer contacto. No lo supo entonces, pero Ulises tuvo la misma sensación con ella. Tras unos momentos de vacilación, pasó a mostrarle las grabaciones que se habían producido durante la emisión del programa musical en el que Mara comentaba e introducía las canciones. Una voz profunda y desgarradora profería lamentos en un lenguaje desconocido totalmente por todos los miembros de la emisora y esa voz se introducía cada noche en el tema que estuviera sonando a las 3.33 horas de la madrugada.
   Ulises llenó el estudio de radio de complicados aparatos para tratar de averiguar la procedencia de las extrañas voces, llegando a la conclusión de que pudiera tratarse de algún ser primordial en otra dimensión, alguna criatura que sufría quién sabe qué agonías, pues no lograba descifrar el lenguaje.
   Las grabaciones cesaron a las dos semanas de empezar a producirse, pero en ese tiempo Mara Laira y Ulises Lestrade  se habían enamorado y nada podía separarlos ya. Cuatro meses después se dio cuenta de que estaba embarazada.  No entraba en sus planes, pero puesto que había ocurrido decidió que tendría al bebé y emocionada llamó a Ulises para contárselo. Él pareció emocionarse también, pero se encontraba fuera de la ciudad, resolviendo otro caso similar al que los había dado a conocer, por lo que decidieron celebrarlo cuando volviera unos días más tarde.
   Nunca lo hizo. Ulises Lestrade desapareció de la faz de la tierra sin dejar rastro, o al menos Mara Laira no lo encontró, ni tampoco su pariente Héctor Lestrade, el Guardián Exterior a quien pidió ayuda.  La angustia de no saber si Ulises se había ido por su propia voluntad o si le había  ocurrido algo  le provocó  que el parto se adelantara  ocho semanas y las posibilidades de vida del bebé eran escasas.

   Pero ahora  debe concentrarse en que su hijo viva, piensa Mara Laira mientras sus ojos se cierran por efecto de la anestesia,  con la esperanza de que su padre aparezca en cualquier momento.   

14 comentarios:

  1. Una pequeña corrección, el pariente de Ulises, el Guardián Exterior, es Hugo Lestrade.

    ¿Mara Laira madre? Que sorprendente. No tanto el romance entre ella y Ulises Lestrade. Creo que el Guardián Exterior la ayudará.
    Que buena historia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es posible que esta historia tenga continuación....¿quién sabe lo que pasará?

      Eliminar
  2. Una vez escribí Héctor y otro Hugo, que demiurgo distraído.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En la ficha de Ulises tienes puesto como pariente a Hugo Lestrade y como aliado a Héctor Lestrade, ambos Guardianes Exteriores....yo pensé que eran dos personas diferentes je,je.

      Eliminar
  3. Que bueno , como los relatos van siendo de maneras distintas todos ellos pero, todos los que he leído me han gustado un montón y por supuesto Charo la idea del embarazo de Mara es un punto buenisimo, da un halo de humanidad , muy bueno.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Excelente trama para una historia magníficamente narrada! Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. Me ha encantado porque veo has tenido una gran imaginación, llegaste lejos con Mara con embarazo incluido, muy bueno e inesperado imaginarmelo en Mara.

    Un beso enorme.

    ResponderEliminar
  6. Esta historia Charo necesita un continuará jjjaaa dejas al lector con ganas de sabes donde esta ese padre,como será ese bebé,como cambiará la vida de Mara,vamos que nos dejas en un sin vivir.
    Besos

    ResponderEliminar
  7. Esta historia Charo necesita un continuará jjjaaa dejas al lector con ganas de sabes donde esta ese padre,como será ese bebé,como cambiará la vida de Mara,vamos que nos dejas en un sin vivir.
    Besos

    ResponderEliminar
  8. Quiero más.....y es que me quedo preocupada por Mara Laira y su bebe, que de los hombres ya se sabe que desaparecen y aparecen cuando menos te lo esperas, muy bueno, besos.

    ResponderEliminar
  9. !Wow! Que imaginación, Charo. No había un relato sobre este personaje con embarazo. Me gusto la forma que enfrentastes este jueves Demiúrgico. Concuerdo con San, nos dejas en suspenso, merece una continuación.
    Beso

    ResponderEliminar
  10. Úlises tiene que aparecer, sin duda, porque también hay historias de amor que acaban bien.
    Nauthiz

    ResponderEliminar
  11. Me he dado cuenta, y al llegar a tu relato, también, la visión humana de estos personajes. Y eso me gusta.
    Y sí, ¿por qué no una continuación?

    Muchos besos.

    ResponderEliminar
  12. La verdad que muy lindo el relato, ese sentimiento de las mujeres y la vida es tan fuerte como eterno... Saludos 🙋

    ResponderEliminar